junio 21, 2012

Discurso de Nestor Kirchner en el 126° Aniversario de la Ciudad de General Roca, Río Negro (2005)

DISCURSO EN EL ACTO DEL 126° ANIVERSARIO DE LA CIUDAD DE GENERAL ROCA, PROVINCIA DE RÍO NEGRO
Néstor Kirchner
[2 de Septiembre de 2005]

Señor gobernador de la provincia de Río Negro; señor Intendente Municipal de General Roca, querido amigo, gringo; señores ministros del Poder Ejecutivo Nacional y Provincial; autoridades nacionales; pueblo de General Roca; hermanos y hermanas de esta querida Patagonia Norte a la que tanto amamos, queremos, y sentimos con tanta fuerza.
Con este aire que circula y este viento que para algunos es frío y que para nosotros es calor popular, les quiero decir con todas mis fuerzas que la Patagonia está dejando de ser el patio trasero de la Argentina para convertirse en el corazón vivo de la nueva Patria que debemos construir.
Me siento feliz de compartir con ustedes, feliz de compartir esta mañana, de cumplir la palabra empeñada, de venir a verlos, compartir el Aniversario de General Roca y absolutamente feliz también de poner toda nuestra fuerza para hacer la nueva patria que todos los argentinos necesitamos.
Estamos tratando de dar una batalla por la reconstrucción de la dignidad argentina y podemos decir con toda nuestra fuerza que hemos dado un paso importantísimo, como la renegociación de la deuda externa privada donde la mejor negociación que se llevó adelante en el mundo en la Argentina, pudo devolver 67.000 millones de dólares que no caen más sobre las espaldas del pueblo argentino.
Quiero decirles que vamos a seguir trabajando en la lucha contra la indigencia, la pobreza y el desempleo. Sueño, cuando me toque terminar mi mandato, con llegar a un dígito de indigencia, la mitad de pobreza y un dígito de desempleo. Dios quiera que tomados de la mano los argentinos de todas las ideas pero que queremos un país grande, logremos ese objetivo que nuestra patria necesita.
También venimos a dar todo el apoyo que podemos a la fruticultura con toda nuestra fuerza, a la industrialización de Río Negro, a la construcción de obras públicas, a la construcción de viviendas, a la construcción de rutas que definitivamente ponen en marcha esta provincia que necesita el apoyo y la fuerza que todos nosotros queremos darle. Vengo por cuarta vez a Río Negro, vengo a reafirmar mi compromiso, vengo a poner mi fuerza con ustedes.
Querido Intendente Soria: lo felicito por el trabajo que está llevando, lo felicito por todas las inversiones, por todo el esfuerzo que está haciendo.
Querido señor Gobernador, un verdadero ejemplo de convivencia argentina, estamos por arriba de cualquier cuestión partidaria, estamos por arriba de cualquier sector. Lo sé, porque lo veo allí al Intendente de Neuquén, lo veo a usted, lo veo al Intendente de esta querida Localidad de Roca, a tantos amigos y a este pueblo diverso con distintas ideas que quiere volver a que la Argentina sea una patria fuerte, que las banderas se levanten, que el Escudo resurja, que la nueva y gloriosa Nación sea un paso claro y concreto para construir el país que nosotros nos merecemos. 
Los argentinos debemos recuperar la autoestima. Nos habían hecho creer que los argentinos no podíamos, que los argentinos éramos los peores del mundo. Puede ser que hayamos tenido dirigentes muy malos, pero este pueblo argentino es de los mejores del mundo, con más capacidad de lucha, con más capacidad de recursos humanos y capaz de volver a levantar la Patria al nivel de San Martín, Mariano Moreno y tantos próceres que tuvo la Argentina.
También me emociono al venir a Roca, porque siento tantos pioneros que trabajan y que luchan, porque siento que aman la Patria y sé como aman los patagónicos la Patria. Es bueno que todo el país vea todas estas miles de almas de patagónicos que pueden aportar tanto al crecimiento argentino; es bueno que todo el país vea que la Argentina no se termina en la General Paz; es bueno que todo el país vea las manos callosas de estos patagónicos rionegrinos que han puesto tanto por la Patria y que aún hoy han recibido tan poco; es bueno que todo el país vea la fuerza espiritual que tienen para trabajar y luchar por un país distinto. 
Yo les vengo a hacer el reconocimiento, quería estar en su Aniversario, quería estar en su cumpleaños, quería compartir este momento con ustedes. 
Les agradezco infinitamente el recibimiento en el Aeropuerto, en las calles. No tengan dudas que cuando ustedes me dicen que aguante voy a aguantar, no voy a claudicar, no voy a renunciar a las convicciones.
Soy un hombre común como ustedes, puedo tener aciertos y errores y trato de corregir día a día los errores que pueda cometer, pero estoy jugado totalmente por un nuevo país. Todos sabemos lo que sufrimos por las cosas que nos pasaron, pero hora llegó la hora de consolidar los cimientos de una Patria para todos.
Queridos hermanos, muchas gracias, muchas gracias Río Negro, muchas gracias señor Intendente, muchas gracias señor Gobernador. Como dice permanentemente mi compañera Cristina, fanáticamente argentinos, apasionadamente argentinos, una sola Bandera, la Bandera de la Patria, un solo país a defender con fuerza, el nuestro, y la constricción de una América que empiece a unirse a través del MERCOSUR y que nos empecemos a juntar los países de Latinoamérica en la construcción de un proyecto que nos una, con Brasil, con Lula, con Chávez, con Lagos, con todos aquellos que están pensando definitivamente en construir una América que tenga voz y que tenga fuerza, una Argentina grande, una Patria grande y una Latinoamérica grande.
Muchísimas gracias. 
NESTOR KIRCHNER

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada