junio 21, 2012

Discurso de Nestor Kirchner en la firma de contratos de obras para Santa Fe (2002)

DISCURSO EN EL ACTO DE FIRMA DE CONTRATOS DE OBRAS PARA LA PROVINCIA DE SANTA FE
Néstor Kirchner
[31 de Enero de 2007]

Señor Gobernador de la provincia de Santa Fe, querido amigo Jorge; señores ministros del Poder Ejecutivo Nacional; autoridades nacionales, provinciales, municipales; señores intendentes; presidentes de Comunas; señores legisladores; señores empresarios; amigos, amigas: nuevamente estamos concretando obras que hacen a la potencialidad y al crecimiento de la provincia de Santa Fe, que en suma hacen al crecimiento de la República Argentina.
Nosotros, como decía el Gobernador tenemos una gran satisfacción por lo que hemos hecho en forma conjunta en la provincia de Santa Fe, y lo hemos hecho con todos. No estuvimos pidiendo ni afiliación ni ubicación partidaria para llevar las inversiones adelante; lo hemos hecho sin reciprocidad en muchos casos; tampoco la fuimos a buscar. Nuestro mandato es gobernar para todos los argentinos y eso es lo que estamos tratando de hacer con la posibilidad de cometer errores, con los aciertos como tiene cualquiera, pero siempre tratando de corregirlos y poner el mayor esfuerzo para hacer las cosas en bien de todos. En muchos casos, hemos sufrido tipos de trabas legislativas aquí, mientras nosotros sin ningún tipo de condicionamientos, fuimos, hicimos todos los esfuerzos que podíamos para que la provincia y sus intendencias pudieran crecer con toda esta fuerza.
Lo tomamos como algo de la democracia, es decir, más allá de que podíamos coincidir o no, porque primero está la gente. No se puede hacer ninguna especulación de tipo partidaria o hacer las cosas si le conviene a mi partido o no las hago si no me conviene. Creo que esas cosas tienen que quedar decididamente en la antigüedad; hay que hacer las cosas que le conviene a la sociedad, a la gente, al crecimiento del país, a la construcción de la nueva Argentina.
Esta es una tarea central, porque el sentido de la apertura, de la ampliación y de la pluralidad no solamente deben tener un marco y un discurso, sino la aplicabilidad concreta de las acciones cotidianas que se llevan adelante y eso se ve en las acciones.
Cuando uno está pensando más en el futuro que puede tener o como le va a ir a mi partido y no como le va a ir a mi país y a la gente, necesariamente invierte absolutamente cualquier definición, cualquier actitud declarativa o de tipo político o institucional.
Por eso, nosotros acá queridos amigos, querido Gobernador, venimos juntos a concretar obras, en este caso para las hermanas y hermanos santafecinos de una punta a la otra de la provincia de Santa Fe como lo seguiremos haciendo en todos lados, con la misma fuerza y no pensando en los réditos que nos puede dejar o no nos puede dejar.
Creo que -y ustedes lo saben bien- el mayor rédito que podemos tener es ver una Argentina en crecimiento, porque no debe haber satisfacción mayor para aquellos que tenemos la responsabilidad de gobernar de poder ir generando los cimientos de un país distinto después de lo que nos ha tocado vivir; con eso, creo que uno siente una profunda felicidad.
No es casualidad datos como los de hoy, que los servicios públicos hayan crecido de diciembre a diciembre más del 20 por ciento, que hayan tenido un acumulativo de 15,9, que la energía haya crecido cerca del 3,9 o 4 por ciento; estos son datos muy importantes.
Si Dios quiere, cuando se anuncie el índice de desocupación en la Argentina en el mes de febrero del último trimestre, tengo grandes esperanzas de que quebremos la barrera de los dos dígitos y lleguemos a la barrera de un dígito, un año antes de lo que yo pensaba. Siempre digo que una de las cuestiones para salir del infierno es que en el 2007 cuando terminemos el gobierno, le podamos decir al pueblo argentino que tenemos un dígito de desocupación. Bueno...por ahí podemos tener -todavía no lo puedo afirmar- la satisfacción de que la desocupación sea un dígito, no en el último trimestre del 2007 sino en el último trimestre del 2006.
Dios quiera que así sea porque el esfuerzo que se está haciendo realmente es muy grande, con un fuerte crecimiento de la recaudación, con una consolidada estabilidad económica, con una consolidada inversión, con un fuerte crecimiento del consumo.
Aquellos que pensaban que se podía hacer un país de servicios, que no importaba el consumo de la gente, vimos a dónde nos llevaron. Fíjense que creció un 15 por ciento el consumo en los supermercados de los argentinos; está bien, porque hay muchos más argentinos que están ocupados, que pueden consumir y otros que pueden consumir mejor; la cantidad de argentinos que han tenido la suerte de vacacionar, también es muy importante, es un esfuerzo que hemos logrado entre todos, la disminución que dicen algunas encuestadoras privadas respecto a la pobreza y la indigencia que, de acuerdo a estos datos estaría llegando a menos de un dígito; también la fuerte baja de la mortalidad infantil.
Estos son todos datos que muestran un mejoramiento social estructural muy importante, un crecimiento que seguramente va a estar arriba del 8 por ciento; falta el mes de diciembre para tener los datos definitorios pero lo consideramos muy importante; es volver a crecer por cuarto año consecutivo en el país, cosa que desde hace muchísimos años en la patria no se veía y este es un esfuerzo que se fue logrando entre todos.
Por eso, la tarea que hay por delante es salir del infierno y poder empezar a consolidar los perfiles de este país definitivamente, de un país federal, de un país plural, de un país que pueda directamente proyectarse con inclusión social, justicia, equidad, con mucha fuerza en la Argentina.
Se ha sancionado a fin de año la Ley de Educación que es muy importante como la Ley de Educación Técnica. El crecimiento de 6 puntos en el Producto Bruto Interno en la inversión educativa, es muy importante, porque nos va a dar la oportunidad de tener los instrumentos ahora de darle a la educación el lugar que merece en la Argentina. Es un elemento fundamental capacitar el gran recurso humano que tenemos los argentinos. Hay inversiones que se van a realizar en estos días que vienen, por el recurso humano que tiene la Argentina. Esto es por la recuperación de la autoestima, ni hablar de la consolidación de las políticas de la rentabilidad en nuestro campo que también es muy importante, más allá de las circunstanciales diferencias que puedan existir y demás, o distintos puntos de apreciaciones naturales en la democracia.
Pero, uno tiene la seguridad del crecimiento de la rentabilidad, del crecimiento de la producción que también es muy importante, la industrialización que nos muestran las exportaciones; hemos tenido un récord 46.655.000 de dólares, de los cuales las manufacturas industriales tienen un rol preponderante, la industrialización de la argentina, el crecimiento de la producción automotor, el crecimiento de las PyMES, el crecimiento global de la industria argentina a un promedio del 8,3 o 9 acumulado de diciembre a diciembre que hemos tenido.
Esto no lo logra ni un presidente ni lo logra un grupo de gente, sino la decisión de un pueblo de construir el destino que los argentinos merecemos. Nosotros sabemos que podemos hacer un gran país, podemos hacer un país justo y también debemos tener la paciencia necesaria, porque de una año para otro no se lo construye, eso es evidente. Ustedes fíjense que cuando se pueden concatenar varios años consecutivos de crecimiento -ahora estamos en niveles muy altos- si nosotros logramos niveles normarles y racionales por muchos años, la Argentina tiene un gran futuro por delante.
Con respecto a lo que decía el gobernador de generar proyectos, ¡qué lindo podría ser! Y eso va a ser cuando estemos fuera del purgatorio.
Independientemente del proceso electoral, este Gobierno nacional podría firmar, como por ejemplo con la provincia de Santa Fe, un plan cuatrienal de inversión para los próximos 4 años. Nosotros estamos dispuestos a hacerlo total absolutamente y no tengo ninguna duda que quienes pueden llegar a representarnos en Santa Fe también. Sería espectacular hacerlo también con las otras fuerzas para que quede fuera de la especulación electoral y si tal hace o tal no hace. Seamos totalmente maduros y digamos que las obras más importantes que tiene Santa Fe para los 4 años que vienen son estas, independientemente de quién sea el presidente, quien sea el gobernador y demás. Estamos empezando un país que trasciende las gestiones individuales de cada uno de nosotros y empezamos a pensar con trascendencia estratégica.
Estas son las cosas que hay que lograr, no sólo con Santa Fe obviamente, en todas las provincias y en el país, porque a partir de allí puede haber diferencias de matices, de perfiles, pero la sociedad y el mundo entero ve que nuestro país va ganando en previsibilidad, en solidez; los 33.604 millones de reserva que tenemos al día de ayer son también tremendamente importantes.
Solucionamos la deuda con España, cumplimos la palabra empeñada, no fue nuestra gestión la que se endeudó con el Gobierno de España que tuvo un buen gesto. Miren que había un Gobierno que ideológicamente mucho que ver con nosotros no tenía, era el Gobierno de Aznar que tuvo un gesto con la Argentina en la época del famoso blindaje. Ante la crisis aportó casi 1.000 millones de dólares de préstamo, pero obviamente nadie se los reconocía y nadie se los pagaba. Nosotros, cumpliendo con la palabra empeñada y ante el gesto que tuvo ese Gobierno del doctor Aznar en su momento -nosotros con otro gobierno de otro tinte tenemos más afinidad- cumplimos con la obligación que la Argentina tomó en el 2001 y vamos a pagar en 6 años esa deuda como corresponde.
Por supuesto, si la gente del Club de París -tampoco tenemos nada que ver con esa deuda, con ninguna deuda de las que se adquirió, nosotros no las tomamos- se allana, también iremos solucionando paso a paso lo que va quedando para que la Argentina sea absolutamente previsible y pueda cumplir con toda su responsabilidad, para nosotros sería una satisfacción en este caso.
España fue uno de los pocos países en el mundo, casi el único que vino a ayudar a la Argentina en un momento muy difícil. Más allá del Gobierno que estaba en ese momento acá en la Argentina viven argentinos y vinieron a ayudarlos. Nosotros queremos cumplir como corresponde con el Gobierno español por la actitud que tuvieron. Creo que estamos llegando a un buen acuerdo a 6 años y también eso es muy importante.
El crecimiento de la recaudación en enero va a ser una buena noticia; vemos un marco de estabilidad económica muy fuerte y un perfil realmente interesante para todo lo que viene del 2007. Hay que trabajar mucho, hay que profundizar la reforma educativa. Por supuesto que hay asignaturas pendientes.
Creo que una de las grandes asignaturas que tenemos que preparar y trabajar muy bien, es una política que hay que aplicarla con profundidad y seriedad; es un tema que para profundizarse y consolidarse significa definitivamente la salida del infierno, es la fuerte aplicación de una política de profundización de la salud pública, la consolidación de la salud general en base a la recuperación con responsabilidad, seriedad, de los hospitales públicos, para que estos no queden rehenes de nadie, ni de la medicina privada ni de grupos corporativos que se puedan mover adentro, sino fundamentalmente que estén al servicio de la gente, con servicios para nuestra sociedad que es estructural y fundamental.
Es un tema apasionante para quienes tengan la responsabilidad de gobernar la Argentina, todos los que acompañemos, trabajemos, pongamos nuestro esfuerzo y podamos empezar a consolidar una transformación cualitativa muy importante.
Todos sabemos que con una fuerte profundización de la salud pública, con los instrumentos de la Ley Educativa que ya tenemos, con la consolidación de políticas que nos lleven a la funcionalidad correcta del MERCOSUR y la integración de los países de América Latina, nos va a ir dando la posibilidad de que esta Argentina pueda seguir insertándose, pueda seguir creciendo, pueda exportar más, pueda comerciar más y que definitivamente tenga una solidez financiera.
Hoy ya nadie habla del riesgo país, obviamente. Entre todos hemos llegado a números que hoy estamos por debajo de Brasil con respecto al riesgo país, 182, 183, circunstancialmente. Es decir, esto también lo fue logrando el conjunto de la sociedad que se predispuso a reconstruir como corresponde la Argentina.
Así que Jorge, entusiasma, apasiona, enamora la tarea de construir una Argentina distinta. Les puedo asegurar que particularmente Santa Fe enamora; uno va a Santa Fe y se encuentra con gente de trabajo, de esfuerzo; les ha tocado pasar muchísimas cosas y es una de las provincias con mayor potencialidad del país, por eso el compromiso es absolutamente doble. No veo el momento de poder empezar la obra de la Circunvalación. Todos hablaban de la obra de la Circunvalación de Rosario que es tan importante con el crecimiento de la producción, de las exportaciones, de los granos, de los puertos y no había proyectos. Me decían: “hay que anunciarla”, junté la platita, lo anuncié pero no había proyecto y todo lo demás.
Dios quiera que ahora podamos empezar a firmar todas las obras, que la famosa Circunvalación de Rosario se ponga en marcha y se pueda cumplir fuertemente con Rosario, que es una hermosa ciudad y tiene mucho que ver con la historia y la idiosincrasia de los argentinos.
Muchas gracias por su presencia acá, discúlpenme si me extendí un poquito pero creo que es bueno ir compartiendo con ustedes, con los que nos miran por televisión, todos los resultadlos que la Argentina va teniendo.
Siempre digo que lo importante es hacer, construir, poner todo el esfuerzo para que las cosas vayan cambiando; están aquellos que ponen todo el esfuerzo para esto y obviamente, en el esfuerzo errores se cometen, la imperfección es algo de nuestra propia naturaleza. Y están aquellos que están esperando, porque tienen la legítima vocación de observar que se cometan errores para ver si pueden llegar a hacer en base al error. Les digo con todo cariño y con todo afecto que si ayudarían a que nosotros nos equivoquemos menos y tendrían una alternativa superadora, podrían llegar a hacer más rápido, cuando uno tiene una actitud positiva en la vida siempre genera un grado de confiabilidad mayor.
Hay que tener alegría y pasión cuando uno tiene que gobernar y mucha elaboración, también hay que tener mucha alegría y pasión cuando no les toque gobernar y circunstancialmente por la democracia les toca ser oposición. También hay que tener mucha creatividad pero también hay que demostrar como se gestionaría. Ya no alcanza con el mero discurso, el enojo y demás, porque ya vimos nosotros que en política es fundamental la claridad de las ideas, de las acciones y la capacidad de administrar y gobernar.
Queridos amigos de Santa Fe estaremos en los próximos días por allá, a seguir trabajando, a seguir realizando, a seguir cumpliendo la palabra empeñada y a seguir construyendo como lo están haciendo ustedes, una provincia de la que realmente todos los argentinos nos sentimos orgullosos.
Muchas gracias.
NESTOR KIRCHNER

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada