mayo 25, 2014

Mensaje del Gobernador de Salta, Juan Manuel Urtubey, en el acto de toma de posesión del cargo (2007)

MENSAJE
DEL
GOBERNADOR DE LA PROVINCIA DE SALTA 
Juan Manuel Urtubey 
EN EL ACTO DE TOMA DE POSESION DEL CARGO
EL 10 DE DICIEMBRE DE  2007

En este recinto, rodeado de mis afectos y de los representantes del pueblo, no puedo otra cosa que invocar la protección de Dios, fuente de toda razón y justicia, y a la par del Señor y nuestra Virgen del Milagro, pedirles a cada uno de ustedes que seamos parte de este tiempo nuevo que empezará a vivir Salta a partir del día de hoy. (Aplausos)
La Madre Teresa de Calcuta decía que «si se instalase el amor en el interior de la familia, el mundo cambiaría para bien». Agradezco a toda mi familia, a Ximena, a los chicos, a mis hermanos, a mis padres, les agradezco que están acá.
A los salteños, a todos aquellos que votaron el cambio, a todos aquellos que no lo hicieron, les comunico que el cambio empieza por salir de esa maldita costumbre de pensar que la historia empieza cuando uno llega. (Aplausos)
Vamos a tomar los aciertos de la administración de gobierno que hoy culmina para profundizarlos, mi reconocimiento por ese trabajo en todos estos años al gobierno que termina, pero con la misma energía y pasión, a partir de hoy encaramos el cambio profundo en las políticas que llevaron a los gobernantes a la resignación, a la intolerancia, al agravio como única respuesta para disimular su impotencia, al tomar la pobreza, el desempleo, el trabajo en negro, la marginalidad, como situaciones estructurales inevitables. (Aplausos)
Cuando empezamos con este sueño, les dije que los desafíos que tenemos por delante no admiten mezquindades partidarias, ni cuestiones políticas menores. Les dije también que Salta nos convoca a todos, nos reclama a todos, nos llama a todos. Yo sí que muchas veces los polticos borran con el codo lo que escriben con la mano. En campaña electoral hablan del trabajo, de la inseguridad, de la pobreza y cuando se sientan en sus despachos se olvidan de todo.
Queridos hermanos salteños, quiero decirles que yo no he olvidado ni una sola palabra que pronunció durante mi campaña electoral y además recuerdo la mirada esperanzada de cada uno de los que se acercaba a saludarme, de los que se acercaban a apoyarme, desde Santa Victoria hasta El Jardín, desde Los Blancos hasta San Antonio de los Cobres. Yo llevo esa mirada en mi memoria, como la garantía del cumplimiento de mi compromiso y del cumplimiento de cada una de mis palabras.
A partir de hoy empieza en Salta un gobierno cuya única razón de ser es solucionar los problemas de la gente, un gobierno que se va a ocupar más de las personas que de las cosas. Ha pasado mucho tiempo en que en este mundo, en esta Argentina, en esta Provincia, se ha amado a las cosas y se ha usado a las personas. Es hora, pues, de amar a las personas y usar a las cosas. (Aplausos)
A partir de hoy, el problema de un salteño es el problema de Salta. Soy consciente que no voy a poder solucionar todo de la noche a la mañana, pero les aseguro que de la noche de ayer a la mañana de hoy tienen un Gobernador, que con la ayuda de alguien, a quien apoyamos masivamente los salteños, la Presidenta Cristina Fernández de Kirchner, ya está trabajando para resolver los problemas de los salteños más castigados por la pobreza, el hambre, la desocupación y la falta de servicios.
Agradezco al gobierno saliente la previsión mostrada, cual cheque de Teletón, con el plazo fijo de doscientos millones de pesos para dentro de seis meses, pero lamento informar que el gobierno que se va deja compromisos ineludibles superiores a ese monto. Lamento también tener que decirles a los salteños que con los datos al día de hoy, este año, el gobierno que se va termina con deficit fiscal, rompiendo cinco años de superávit fiscal en la Provincia, a raíz del despilfarro electoral y de las últimas medidas tomadas estos días, en donde graciosamente se perdonaron, por ejemplo, todas las deudas de todos los municipios de la Provincia. Sin embargo, en este contexto nacional favorable, producto del fuerte trabajo realizado por un valeroso grupo de hombres y mujeres que hoy están y me acompañan, conducidos por el Presidente Kirchner, vamos a trabajar para recuperar el equilibrio fiscal, vamos a garantizar la previsibilidad, el crecimiento sostenido, el progreso, además de intensificar las políticas buscando nuevos horizontes, procurando dotar a la Provincia, día a día, de mayor solvencia, fomentando el desarrollo económico es que debemos seguir mirando al turismo. Para ello garantizaremos la continuidad de las políticas que posicionaron a Salta como uno de los destinos preferidos en la Argentina y en el mundo. Pero vamos a mostrar y a mostrarnos a nosotros que Salta es más grande que sólo dos o tres destinos en la Provincia, y es por eso que hemos fortalecido el área de turismo.
Junto con ello vamos a generar las condiciones para crecer, pero para crecer en serio y para eso vamos a asegurar energía los trescientos sesenta y cinco días del año, vamos a impulsar políticas activas de beneficios fiscales y vamos a incrementar la línea de financiamiento para industrializar nuestra producción, para incrementar el desarrollo del comercio, sobre todo del comercio minorista, para continuar el desarrollo minero y para mejorar la competitividad de la actividad agropecuaria, que tanto trabajo da en esta Provincia. Todo esto lo haremos interactuando con el sector privado, con las organizaciones intermedias, muchas de las cuales hoy se suman a ser parte de esta gran gesta colectiva.
Para crecer, amigas y amigos, es importante apostar decididamente a la pequeña y la mediana empresa, con créditos y política fiscal claramente diferenciada, en el apoyo a la formulación de proyectos. La pequeña y mediana empresa debe ser el motor del crecimiento de Salta. Sólo así vamos a pelearle al principal flagelo que tenemos los salteños, que es el desempleo.
La única forma de distribuir la riqueza en este mundo moderno es con el salario. Para que haya salario debe haber trabajo y el trabajo debe ser en blanco, debe ser trabajo registrado. Vamos a trabajar con los compañeros del movimiento obrero, con los empresarios, para alentar el trabajo en blanco y ser implacables en la persecución de aquellos que utilizan el diferencial de la precarización del trabajo para enriquecerse espuriamente.
La reivindicación de los trabajadores debe alcanzar también a los que ya han dado mucho por nuestra Patria, a los jubilados, a los que el Estado les debe garantizar el 82%, lo que a mi juicio no es un derecho que tiene el Estado Provincial con los jubilados, previo a la transferencia de la Caja, constituye un deber ineludible, que a partir de este gobierno reconoceremos a todos aquellos que se jubilaron dentro de la Caja Previsional de la Provincia.
Otro deber ineludible es el que pone a la educación en la centralidad de nuestra acción y esto lo vamos a hacer con la implementación de la nueva Ley de Educación Técnica. Vamos a devolverle sentido a la educación. Los chicos de Salta deben saber que cuando van a la escuela vale la pena, que sirve para algo estudiar. Es por eso que vamos a impulsar fuertemente la educación técnica y vamos a reformular el sistema para adecuarnos a la nueva Ley de Educación Nacional. Esto lo vamos a hacer con la recuperación de la relación con todos los docentes y dije «todos los docentes». Vamos a dignificar a una de las tareas más nobles. Decía el otro día, cuento con uno de los más importantes activos familiares, mi abuela, que dirigió durante años la Escuela Normal, en donde se formaban las maestras -aquí a dos cuadras- y eso debe ocupar el lugar central dentro de una sociedad.
Debemos volver a poner al maestro como el referente social en cada uno de los pueblos de nuestra Provincia, a través del fortalecimiento de la carrera docente, a través de la fuerte acción para garantizar la calidad de educación que reciben nuestros hijos. Pero esto es tangible, la calidad educativa, que siempre ha sido un verso que se sumó a todos los discursos políticos o electorales, se debe medir cuantitativamente, se debe medir con escuelas con vidrios, con escuelas con techos, con escuelas con puertas, con escuelas con maestras bien pagadas, con chicos con libros en sus casas, con chicos con zapatillas para poder entrar a la escuela. (Aplausos)
Es por eso que en los próximos días voy a convocar a todos los intendentes de la Provincia, a todos los directores de escuelas, a todos los referentes de las cooperadoras o comisiones de padres, para que juntos pongamos mínimamente en condiciones los establecimientos educativos para empezar las clases, como lo dijimos con Andrés, el 3 de marzo. (Aplausos)
En esto es imprescindible la fuerza presencia del Estado, pero esa fuerza en la presencia del Estado se debe notar en igual medida en la problemática que muchos salteños tienen, cuando tienen que acceder a cualquier servicio mínimo de salud y lo único que reciben del Estado es mala atención o, lamentablemente, las puertas cerradas. Para eso vamos a establecer definitivamente la obra social para todos los salteños. Mucho tiempo vinimos escuchando con distintos nombres coberturas de salud. Es un desafío que asumimos con Andrés, tener una obra social para todos los que no tienen obra social en Salta. 
Vamos también, con esa misma fuerza, a garantizar el gerenciamiento público del sistema público de salud. Me he dedicado durante muchos años a formar gerentes públicos, también con la ayuda del gobierno que se va, para que hoy graciosamente se diga que el Estado no puede ser competente para gerenciar un servicio básico, como es la salud, y eso lo vamos a hacer a través de la firme decisión de los funcionarios del área. Vamos a jerarquizar igualmente la carrera hospitalaria, vamos a trabajar para garantizar la calidad en la atención primaria, voy a controlar personalmente el funcionamiento de las salas, voy a controlar personalmente el funcionamiento de los hospitales, aquellos que trabajan en las salitas, aquellos que trabajan en los hospitales van a tener en su Gobernador alguien que va a trabajar con ellos, que los va a acompañar cuando empiezan a trabajar a las siete de la mañana, aquellos que hacen guardia a la noche, aquellos que están todo el día trabajando.
«Más vale prevenir que curar», y este precepto no sólo es atinente al fortalecimiento de la actividad preventiva en salud, sino que es igual de importante en garantizar la defensa del medio ambiente. Vamos a garantizar el estricto cumplimiento de las leyes que deben asegurarnos un ambiente sano para nosotros, pero lo que es mucho más importante, para nuestros hijos, para nuestros nietos. A partir de hoy se acabó el festival irresponsable de autorizaciones de desmonte sin el más mínimo apego de las normas vigentes. (Aplausos)
Salta debe tener cada vez más producción, debe intensificar la actividad industrial y debe sostener el desarrollo de la actividad minera, pero dentro de la ley todo, fuera de la ley nada.
Para que estemos bajo el imperio de la ley es que vamos a hacer todos los esfuerzos humanamente posibles para reparar el grave daño institucional del que fue víctima la justicia salteña en los últimos días. (Aplausos)
De Montesquieu no hay que acordarse cuando se dan clases de Derecho Constitucional, hay que practicarlo, garantizando la independencia de los tres poderes, así como lo he manifestado, y son conscientes los legisladores de esta casa que este Gobernador no se metió en la elección de las autoridades del Cuerpo, tampoco me voy a meter en como se organizan los poderes, pero voy a garantizarles a los salteños una justicia independiente, cueste lo que cueste. (Aplausos)
Para ello hemos elaborado el decreto que modificará -no sí para que va a servir, pero bueno- la selección de Jueces de la Corte, dando más participación a la ciudadanña. Muchos de los actuales miembros de la Corte, o algunos, que merecen todo mi respeto, si hubiesen tenido la oportunidad de surgir de un proceso mucho más participativo se hubiesen despejado muchas dudas. Por eso, al igual que en los jueces inferiores, vamos a activar proyectos que hay en la Legislatura para garantizar también la presencia de los profesionales que actúan en la materia, para que el proceso de selección de jueces sea mucho más participativo y no dependa de la voluntad del gobernante de turno quien es juez o quien deja de serlo. (Aplausos)
Los derechos humanos van a dejar de ser un ámbito para fijar solamente posiciones testimoniales, para ser un ámbito en donde se actúe garantizando el pleno ejercicio de las libertades amparadas por nuestra Constitución, la Constitución Nacional y los tratados con jerarquía constitucional en la Argentina.
La policía funcionará bajo el estricto imperio de la ley, más policías en las calles previniendo el delito, más policías en las calles metiendo presos a los que le venden drogas a los chicos y menos policías afectados a custodiar funcionarios públicos. (Aplausos)
La lucha contra la droga será sin cuartel. Están matando a nuestros hijos delante de nuestras narices. Se necesita un pueblo para salvar a nuestros niños y los invito a todos los legisladores y a todo al pueblo de Salta que me acompañen en esa lucha que no tendrá cuartel. En eso, una de las armas centrales será la promoción del deporte para la erradicación de las adicciones, con la generación de espacios para la actividad física y el esparcimiento. En esta ciudad, que he nacido, que vivo y vivirá, hay cada vez menos espacios verdes para el esparcimiento. Vamos a garantizar que los chicos salteños, sobre todo los que menos tienen, esos jóvenes esperanzados que pusieron toda su fuerza en este cambio, tengan la oportunidad de poder tener lugares de esparcimiento, de recreación.
La concepción de la contención social va a ser erradicada para siempre y será reemplazada por la concepción del desarrollo humano. Vamos a dejar de contener a nuestros chicos, vamos a propiciar la expansión, la explosión de los adolescentes, en el sentido de que puedan construir su propio destino. Abandonemos esas rémoras autoritarias que ser joven es sinónimo de delito. Tengo muy claro adonde ha estado el apoyo mayoritario en nuestra fuerza, y a los jóvenes de Salta mi compromiso. (Aplausos)
La atención a los que realmente necesitan la ayuda del Estado, como las personas con capacidades diferentes, los niños, los adolescentes, los grupos en situación de riesgo social, deben ser el principal desvelo de los funcionarios de gobierno. Vamos a eliminar la intermediación política entre el gobierno y los que menos tienen, vamos a hacer la reforma política de verdad, no sólo mejorando la forma de elección de los representantes, sino apuntalando a la capacidad operativa de los municipios, para que éstos puedan reasumir funciones que le son propias, intensificando la política de fortalecimiento administrativo y tributario, para que los intendentes puedan dar las respuestas que los vecinos esperan de sus funcionarios.
Señores legisladores, mientras en algunos ámbitos se discuten estériles cuotas de poder, hay cientos, hay miles de salteños que ayer probablemente no alimentaron a sus hijos. Los invito a pensar en nuestro pueblo, a dejar atrás las viejas prácticas que hicieron de la política un desmérito, reemplazándola por la ineludible vocación de servicio que deben tener aquellos que abrazamos con pasión una de las más nobles actividades, como es la de servir al pueblo. (Aplausos)
Lo dije en la campaña y lo repito ahora, aquellos que somos fanáticamente peronistas, como yo, aquellos que seguimos respirando con los latidos de Eva y Juan Perón, aquellos que son fanáticamente renovadores, como Andrés, aquellos que son fanáticamente radicales, aquellos que son fanáticamente socialistas, a todos, les pido, de una vez por todas y para siempre es hora que seamos fanáticamente salteños, es hora de ser fanáticamente argentinos! (Aplausos)
A aquellos que se preocupan por el origen diverso de los integrantes del gobierno que conduzco, humildemente les pido que comprendan que para la nueva generación que empieza desde hoy a ocupar importantes responsabilidades, no sílo aquí, en muchos lugares de la Argentina, uno de los desafíos centrales es lograr que aquellos que lamentablemente pagaron muy caro el pensar diferente, puedan entender que hoy, para nosotros, el pluralismo no es una consecuencia de la tolerancia, el pluralismo está incorporado en nuestra propia naturaleza humana. Con esa naturalidad, hemos construido con Andrés y con muchos salteños esta expresión plural que hoy inicia esta nueva etapa en la provincia de Salta.
Necesito pedirle al pueblo de Salta y a ustedes que sean los guardianes de este cambio. Ayúdenme a que este sea el gobierno de todos. Hoy asume la gente, este es y será el gobierno de todos los salteños. Les aseguro mis queridos hermanos, de mi querida provincia de Salta, que voy a poner todo de mí por mi amada Salta, no hay nada ni nadie, no hay nada ni nadie que pueda detener este cambio, amigas y amigos.
Muchísimas gracias. Muchísimas gracias al pueblo de Salta. Muchísimas gracias a los representantes de nuestro querido pueblo.
JUAN MANUEL URTUBEY

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada